viernes, 20 de abril de 2012

Els Valents. Museros


Por la noche, tanto el orden como el comportamiento de los animales fue el mismo, quedándose el 17 bastante solo en la arena y sin oponentes, podría haberse invertido el orden de lidia y así exhibir al que presuntamente iba a ser mejor animal antes y que con más competencia tener una embolada más lucida, pero ese también es otro tema...

Estas fueran las lineas con las que hice referencia a la actuación de los animales en sus emboladas por la noche, me extenderé un poco más y rectificare con respecto a la referencia que hice al tercer toro, ya que rectificar para bien, nunca debería causar polémica.

En cuanto al primero, al igual que por la tarde desarrollo peligro y cierto sentido los momentos que estuvo en la arena, entrando fuerte a los cites y haciendo algún hilo, cierto que se diluyó totalmente en el asfalto e incluso manseo en la zona de corrales.

El número 12 de El Torero fue el segundo en embolarse y así como por la tarde estuvo por encima del Torres Gallego, por la noche se cambiaron las tornas, y fue el más flojo de los 3, aún así parte de las carencias se suplían con la presentación, como ya apunté en la crónica vespertina, sin tener unas defensas espectaculares era un toro excelentemente presentado. Señalar que el miembro de la peña que cortó la cuerda en este segundo toro tuvo un mérito increíble porque por un problema con la tenaza el toro disponía de casi medio metro de cuerda en el pilón, solventando este problema magistralmente, mucho mérito.

Y con el número 17, será con el que modificaré más mi discurso, dije que creía que Solitario no había tenido suficiente pelea, por falta de rodadores, me equivoque, después de ser el único que se embolo en el asfalto y tras llevarlo a la arena, a la calle de donde se sueltan los toros por la tarde, ofreciendo a los allí presentes un más que digno inicio de embolada, cumpliendo con lo "turnos" de los rodadores que tras quiebro lo citaban a cajones para "ceder" turno, con el tiempo suficiente entre lance y lance??  eterno debate.
El de El Torero, se arrancaba con alegría, metiendo la cabeza baja sin entregarse del todo y cierto que no hacía hilo, pero sí que pego un par de arrancadas largas en la zona de la arena que crearon peligro. Corroboró el buen comportamiento de la tarde y sin llegar a ser un toro sobresaliente, si que fue un toro notable.

A.C. Rodríguez