viernes, 9 de septiembre de 2011

Vila-real

Las calles de Vila-real vivieron anoche un llamativo espectáculo taurino con el encierro de embolados. La Associació Amics del Bou se encargó de organizar, por tercer año consecutivo, uno de los actos más llamativos de todos los festejos. Las calles de Vila-real se llenaron de luz y color con el paso de las seis reses, de la ganadería El Castell, de la Vall d´Uixó. Los toros salieron desde la calle Cervantes y llegaron a la zona de cadafals.
Por la tarde, los aficionados pudieron disfrutar de los astados que patrocinó la peña taurina Guarismo 9, y que fueron embolados por la noche. El primero fue de la ganadería de Santiago Domecq y el segundo de El Pizarral. Ambos dieron juego a los aficionados, que abarrotaron el recinto taurino y permitieron que los rodaors ofrecieran un bonito espectáculo. 
Info. El periódico Mediterráneo