sábado, 29 de octubre de 2011

Encierro de Osborne, Onda

Estos últimos días con motivo del fallecimiento del maestro Antonio Chenel, a todos nos viene a la mente las imágenes de "Antoñete" con el "toro blanco" de Osborne, justamente esta ganadería sería la encargada de cerrar la Fira 2011 y serviría de pequeño homenaje por parte de los aficionados a los festejos populares taurinos al maestro. Animales los de Osborne, que habían causado gran admiración entre todos los aficionados de la Península Ibérica a los festejos populares, variados de pelaje, colorados, negros y otro similar a "Atrevido" toro a los que los viejos mayorales llamaban burraco. Encierro del hierro sevillano con trapio y con buenas cabezas. Con unos minutos de retraso sonaba el estruendo de la carcasa en el cielo encapotado de Onda y así iniciaban la carrera los toros de Osborne, con unas calles mojadas y abarrotadas de gente alcanzaban la zona de La Safona, entre los cadafales avanzaban a toda velocidad entre los cites de la gente, protagonizando el toro rezagado algún que otro susto, llegaban hasta la curva de la calle de San Miguel donde la manada se estiraba, los mansos tirando de ellas sin apenas dejar hueco para que los mozos buscasen las astas de los toros, a mitad de ese tramo momentos de tensión cuando dos astados suben por la acera del lado derecho  poniendo en apuros a más de uno, mientras la manada avanzaba a toda rápidez entre la muchedumbre, aunque sin despistarse de la carrera. Momentos de peligro y buenas carreras hasta la llegada a la curva de 180º con una manada formada por cuatro toros que ha avanzado a buen ritmo por Ecce Homo, dando algunos metros a los mansos de cabeza que han permitido la carrera de algunos valientes mozos hasta llegar al Raval, llegando por detrás el toro suelto aunque sin poner muchos problemas a los mozos.