jueves, 27 de enero de 2011

Los ganaderos aragoneses llevan la polémica de las vaquillas a Asuntos Taurinos

Los ganaderos aragoneses se dirigirán a la Dirección General de Asuntos Taurinos --un órgano de consulta y asesoramiento en materia taurina que engloba a los distintos agentes implicados en el sector y dependiente del departamento de Política Territorial, Justicia e Interior-- para trasladarle sus quejas sobre la sentencia que obliga a contar con un segundo médico en los festejos taurinos populares. La semana que viene se celebrará la comisión consultiva de esta entidad, donde estos profesionales expresarán su malestar por una medida que consideran absurda y que, a su juicio, provocará importantes pérdidas en un sector ya de por sí afectado por la crisis económica. Según explicó ayer el ganadero Félix Ozcoz, quieren "saber de quién ha salido esto y quién tiene responsabilidades".
Ozcoz insistió en que son las administraciones --tanto Gobierno de Aragón como Diputación Provincial-- quienes han de trabajar para buscar soluciones a este conflicto. Más allá del importante coste económico que supone para los ayuntamientos la obligación de contar con un segundo facultativo --que además tiene que ser cirujano o traumatólogo--, los ganaderos recuerdan que en la comunidad no hay suficientes médicos disponibles.
Fuente: El Periódico de Aragón